¿Alguna vez te ha pasado que has comprado alguna prenda o complemento por impulso? Llevados por la corriente de las tendencias, y muchas veces tentados con precios asequibles, nos llevamos a casa prendas sobre las que no hemos reparado lo suficiente en la tienda: ¿encaja en mi fondo de armario? ¿Y con mi estilo? ¿Puedo utilizarla para diferentes ocasiones?

Es algo muy habitual. También puede ser que quieras probar cosas diferentes que se salgan un poco de tu zona de confort, estilísticamente hablando, y una vez que te lo pruebas tranquilamente en casa, te das cuenta de que no es lo tuyo.

Pero para que no tengas esa sensación de haber errado en tu decisión, te propongo algunos consejos y trucos para aquellas prendas de moda complicadas o que nos puedan ensalzar aspectos físicos que no nos gusten.

El invierno es una estación perfecta para poner en práctica tu ingenio y probar ciertos trucos para sacar el máximo provecho a tu armario. Y no me refiero solamente a vestirte con capas (Layering) o a poner tu vestido/falda de verano con medias y botas altas. También existen formas de colocar ciertas prendas y de combinarlas de diferentes formas.

Prendas de moda complicadas, no te arrepientas de haberlas comprado


El patrón cropped.

prendas de moda complicadas

Si has invertido en una falda, pantalón o vestido con este corte y no eres demasiado alta, puede que no te sientas muy cómoda. Un truco de estilismo fantástico para estos casos, es valerse de las botas altas por encima de la rodilla y ajustadas. Siempre que sean del mismo color que la prenda inferior, estilizarán tu figura y te verás favorecida.


Pantalones blancos y crudos.

A pesar de ser considerados un básico de armario, las chicas que tienden a acumular grasa y líquidos en la parte baja de su cuerpo -glúteos y muslos-, las prendas claras podrían jugarles una mala pasada. Especialmente si son ajustadas, puesto que con estos pantalones se marcan no solo michelines y acumulaciones de grasa, también celulitis y piel de naranja. Los pantalones rectos que no se ciñan demasiado son más amables. No obstante, puedes añadir debajo de la prenda en cuestión unas medias compresoras color piel. De esta forma, recogerán y marcarán tu figura con líneas más suaves y favorecedoras.


Botines al tobillo.

A priori no resultan una gran amenaza, pero si tienes los tobillos anchos, no es el calzado que más te favorecerá. Además de hacerlos ver más anchos de lo que realmente son, acortarán tu estatura visualmente. Si aún así dispones de algún botín de este tipo, una buena forma de darles uso de manera correcta y favorecedora es llevarlos con pantalones rectos y/o acampanados. Debemos esconder el corte del botín para vernos perfectas, por ello también podemos utilizar pantalones pitillo, faldas o vestidos cortos, si los acompañamos de calcetines decorativos. De esta forma, alargamos el corte hasta otro punto donde sí nos favorezca.


Jersey de cuello vuelto.

Si de forma innata tu cuello es corto, o si bien es un poco ancho, los jerséis de cuello vuelto no siempre pueden favorecerte. Es cierto que hay diferentes modelos de cuello vuelto que incluso por el tipo de tejido pueden quedarte bien. Pero si quieres contrarrestar el efecto «sin cuello» lo mejor es que dobles dos veces el cuello del jersey. El truco es que éste quede de mitad de cuello para abajo, dejando a la vista más de la mitad del mismo. Este truco funciona muy bien con jerséis de punto fino; no así tanto con los de lana o punto grueso.


Conjuntos de dos piezas estampados.

prendas de moda complicadas

Estos looks son muy sofisticados y llamativos pero también suelen sumarnos años. Por ello, además de tener la opción de combinar las piezas del conjunto por separado con otro tipo de prendas, si quieres llevarlo en base a la tendencia del Mix & Match, utiliza prendas básicas en colores neutros. Además, incluye complementos como zapatos y bolsos más arriesgados, en base a estéticas más alternativas como el estilo rocker, el edgy, o incluso el sporty, que contrasta con la estética clásica del traje de dos piezas. Otra opción, es jugar con colores llamativos y juveniles también en los complementos, siempre que combinen con el conjunto de dos piezas estampado.

La moda no es una ciencia exacta. Estos trucos de estilismo para estas prendas de moda complicadas son solo una alternativa básicamente para que aprovechemos todo aquello que encontremos en nuestro armario. Si te tomas la moda como una diversión y te gusta probar con prendas diferentes e incluso de tendencia, te habrás sentido identificada al comprobar que arrinconamos aquello con lo que no nos vemos favorecidos. Dale una segunda oportunidad y ya sabes, si no te lo vas a poner, dónalo.

¿Tienes prendas de moda complicadas en tu armario?

¿Hay algún truco que pongas en práctica con prendas con las que no te sientes cómoda?


Créditos | Texto: María Alberola (@TheCasualGirl) | Imágenes: Pinterest.es. PORTADA: unsplash.COM

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
error: